Inicio Redacción ‘Cimientos irregulares’ en otra plataforma gubernamental

‘Cimientos irregulares’ en otra plataforma gubernamental

476
0

Son problemas de forma, legales y financieros. La Plataforma Gubernamental de lo Social, que construyó el gobierno anterior en el sur de Quito, está rodeada de anomalías que no se repararon o no corrigieron a tiempo. La obra costó más de98,7 millones de dólares más impuestos.

Entre los errores administrativos están, por ejemplo, la falta de control en las demoras y retrasos que tuvo la construcción, que debía estar lista en 2016. El Servicio Nacional de Contratación de Obras (Secob) inobservó los retrasos y no cobró multas. Las autoridades del gobierno del expresidente Rafael Correaaprobaron una ampliación del plazo para la construcción hasta el 20 de julio de 2017. Eso, pese a que los informes de fiscalización aseguraban que el pedido de extensión del plazo llegó de forma extemporánea. La contratista (el consorcio Tecnovía) ejecutó trabajos con 81 días de mora.

Dicho retraso provocó una multa de 79.988,31 dólares que no fue cobrada por el Secob.

La Contraloría General del Estado, en un informe aprobado el 12 de octubre de este año, revisó otras irregularidades en la construcción de uno de los proyectos emblemáticos del régimen anterior. El examen especial cubre las acciones ejecutadas entre el 1 de enero de 2017 y el 31 de diciembre del año pasado.

¿Qué más encontró el ente de control? Según el informe DNA1-0053-2018, también hubo problemas en el cumplimiento de los requisitos técnicos y profesionales. Las empresas involucradas no tenían todo el personal calificado para la obra.

Tampoco cumplió con pedidos para garantizar la seguridad de la obra que alberga a entidades como el Registro Civil, la Cancillería y el Ministerio de Inclusión Económica y Social. “El Consorcio Tecnovía al no instalar el equipo de protección TVSS […] ocasionó que los equipos eléctricos no cuenten con la protección a las variaciones de voltaje, conforme a lo previsto en los diseños y especificaciones”.

La fiscalizadora del proyecto, la empresa pública ESPE-Innovativa, observó detalles en la construcción que no estaban a la altura del contrato. Había fallas en acabados y espacios verdes que la compañía contratista se comprometió a reparar. Esa gestión se cumplió.

EXPRESO consultó a Secob por los descuidos administrativos y por las acciones de reparación. No hay una respuesta oficial.

Las anomalías

Pliegos

“Los miembros de la Comisión Técnica permitieron que se adjudique el contrato a la empresa invitada, pese a que no contaba con la experiencia solicitada de cinco profesionales ni con la hoja de vida de un profesional”, esto al referirse a las obras de fiscalización de la construcción.

Acabados

Los problemas que fueron atendidos por la constructora incluyen bancas sin pulir ni lacar, tomacorrientes sin tapas, luces rotas, cámaras del sistema de seguridad que no se encontraban configuradas, entre otros. El Secob, en agosto de este año, aseguró que la contratista estaba solucionando esos desperfectos.

Plataformas

La Plataforma Financiera, que también construyó el gobierno anterior, tiene irregularidades y problemas que no se atendieron a tiempo. La obra, ubicada en el norte de Quito, se inundó una semana después de su inauguración. Además, no tiene capacidad para albergar a todas las entidades que debían ocupar el sitio. (I)


Fuente: https://www.expreso.ec/actualidad/construccion-obras-contratacion-infraestructura-corrupcion-ecuador-FE2530667