Inicio Redacción FIFA: “CRÓNICA DE UNA CORRUPCIÓN ANUNCIADA”

FIFA: “CRÓNICA DE UNA CORRUPCIÓN ANUNCIADA”

376
0
“La FIFA ha sido una especie de mercado, donde todo se compra y todo se vende, se compran votos, se compran sedes, también está el tema de los derechos de transmisión de televisión”, dijo el especialista en Ciencias Sociales y temas deportivos, Fernando Carrión.

El especialista en Ciencias Sociales y temas deportivos, Fernando Carrión, analiza el más grande escándalo de corrupción en el que se encuentra envuelto la FIFA y en el que se han visto atrapados altos directivos del fútbol de la región.

 

Desde hace varios meses se ha especulado al respecto de la corrupción en la FIFA ¿Se pensó que este fenómeno podía tener estas dimensiones?

Una de las características que tiene el fútbol es que prácticamente se lo juega a nivel mundial, uno podría decir que es una actividad total porque tiene que ver con la economía, con la política, con la sociedad, con la tecnología, es decir, prácticamente con todo.

 

Por otro lado, es una actividad global, que se juega en todo el mundo. Entonces, cualquier cosa que pueda ocurrir alrededor del fútbol tiene un eco muy grande, mucho más en este caso cuando se fue hacia el corazón de la organización del fútbol como es el caso de la FIFA, donde están involucrados los más altos cuadros directivos del fútbol mundial, de tal manera que no me llama la atención en primer lugar que se haya destapado esto, siguiendo a García Márquez podemos señalar que esto es una especie de crónica de una corrupción anunciada y en segundo lugar, el impacto que ha tenido es por lo que significa el fútbol hoy en día.

 

¿Se trata del escándalo más grande por el que ha atravesado esta organización a lo largo de su historia?

Sin duda este es el más grande, probablemente han existido casos regionales, casos nacionales pero no con un ámbito tan global como éste.

 

“Ahora viene una transformación importante de la FIFA, ojalá no sea encarada por las mismas personas que están este momento involucradas”.

 

¿Qué papel jugaron Traffic – Full Play – Torneos y Competencias en estos últimos años?

Lo que yo me he dado cuenta es que la FIFA ha sido una especie de mercado, donde todo se compra y todo se vende, se compran votos, se compran sedes, también está el tema de los derechos de transmisión de televisión.

 

Hoy día, la televisión es la que brinda la mayor cantidad de ingresos al fútbol, y a través de la televisión también están presentes todas las otras empresas que auspician el fútbol, entonces el hecho que haya estado Traffic, Full Play, Torneos y Competencias vinculados a esto tampoco me llama la atención, de ahí vamos a ver incluso no solo los contratos que ha hecho a través de la CONCACAF y la CONMEBOL sino también los contratos que se han hecho en términos nacionales.

 

Según investigaciones estos sobornos en la FIFA comenzaron a inicios de la década del 90 y se menciona a los eventos realizados en América Latina ¿Qué análisis se puede hacer al respecto?

El fútbol se transformó radicalmente a partir de los años noventa, sin embargo, fue con el propio Joao Havelange en la década del setenta cuando mercantilizó el fútbol por parte de la FIFA. En primer lugar, con la descolonización africana en la década del setenta se logró la incorporación de esos países a los torneos mundiales y en segundo lugar, están los tigres asiáticos que entran a participar con muchos recursos; entonces, a partir de ese momento el fútbol se empieza a mercantilizar, pero es en la década de los años noventa cuando se híper mercantiliza, el precio de los futbolistas llega a niveles impensados, el costo de las transmisiones de televisión igual, los sponsors crecen mucho porque ya tienen efectos mundiales y son en definitiva estas corporaciones mundiales que utilizan al fútbol para obtener recursos económicos gigantescos.

 

¿Cuál es el peso que han tenido los medios de comunicación en el desarrollo de esta híper mercantilización del fútbol?

Mucho porque antiguamente lo que teníamos era un aficionado, un hincha que iba a los estadios acompañando a sus equipos, ahora ello incluso tiene menos peso porque lo que interesa son los torneos mundiales donde ya la amplificación es a escala mundial, entonces se pasa de hincha a una teleaudiencia que más que teleaudiencia es un grupo de consumidores.

 

Hace dos años hubo un partido entre Real Madrid y Barcelona que se jugó dos días porque empezó a las once de la noche y terminó a la una de la mañana del día siguiente, yo ingresé al internet y averigüé por qué ocurría esto y la explicación era básicamente que estaba destinada la transmisión del fútbol hacia los países asiáticos, entonces ahí interesa mucho menos el mercado local. En el caso español, la televisión la miran ocho, nueve millones de personas y uno de esos partidos, pongamos como ejemplo la final de la Champions League hace poco, la vieron cerca de 800 millones de personas, entonces las escalas son distintas, y como la difusión es tan grande los precios de los productos que se difunden tienden obviamente a crecer.

 

¿Cómo interpreta usted las acciones de los Estados Unidos en este escándalo, principalmente desde la Fiscalía General norteamericana y el FBI?

Yo creo que no están dirigidas al fútbol explícitamente, me parece que lo que ocurrió fue que para los Estados Unidos el tema impositivo es sagrado, entonces descubrieron que algunas propiedades inmuebles de algunas personas no estaban pagando esos impuestos, cuando se acercan a pedir explicaciones de por qué ocurre ello, se dan cuenta de que los bienes son bastante costosos, de varios millones de dólares, entonces primero no pagan impuestos, segundo tienen dinero para comprar ese patrimonio pero es un dinero cuya procedencia no  puede ser explicada, entonces ahí aparece el segundo delito que es el lavado de activos, y luego sigue el movimiento de las cuentas bancarias y descubren que son sobornos. Entonces ahí se configuran estos tres tipos de delito que ocurren dentro de los Estados Unidos y básicamente con las empresas que están localizadas en los Estados Unidos

 

Joseph Blatter, presidente de la FIFA, aseguró que cuando deje la presidencia del organismo deportivo, volvería a su anterior trabajo: “Después del 26 de febrero, volveré a mi anterior trabajo, el de periodista. Me gusta especialmente la radio”, dijo el suizo, en referencia al Congreso extraordinario y las elecciones en las que se conocerá a su sucesor en la fecha en mención.

¿Considera usted que existe algún interés de orden geopolítico por parte de Estados Unidos en este hecho?

Es muy probable que ocurra eso, no hay que olvidar los conflictos que tiene Rusia este momento a partir de su invasión a Ucrania con la Unión Europea y con los Estados Unidos, obviamente esto se configura en esa coyuntura y creo que no se puede descartar ello, por eso es que la primera reacción de un presidente fue la de Vladímir Putin defendiendo justamente el derecho que han adquirido de organizar el mundial en el 2018.

 

¿Rusia y Qatar podrían perder sus mundiales por este escándalo?

Si las presiones son grandes es probable, ahora yo creo que el caso de Rusia es un poco más difícil por lo que significa Rusia, porque está muy cerca de la organización del mundial, son apenas tres años y porque Rusia también tiene una legitimidad importante dentro de la asamblea de la FIFA. El caso de Qatar me parece más factible, incluso los propios jugadores se han mostrado contrarios a ese mundial, además es un país en donde no se juega fútbol, es un país de alrededor de dos millones de habitantes en donde tendrán que construir doce sedes, es algo así como si Quito fuera a construir doce sedes mundialistas lo cual obviamente es un despropósito.

 

“Hoy en día, la televisión es la que brinda la mayor cantidad de ingresos al fútbol, y a través de la televisión también están presentes todas las otras empresas que auspician el fútbol”.

 

Usted ha señalado que Joseph Blatter no está fuera de la FIFA y que no se visualiza en el mediano plazo un cambio del organismo ¿Por qué?

Creo que lo que hizo Joseph Blatter es un show mediático pues a los cuatro días de ser reelecto dijo que va a renunciar y no renunció, la renuncia se la hace ante el mismo órgano que lo eligió, él lo que ha dicho es que va a convocar a una asamblea aunque no especifica cuando, dijo que será más o menos entre diciembre y marzo. Si es dentro de la lógica de lo que piensa Blatter será más probable que sea en marzo que en diciembre y si se elige otra persona en marzo, el relevo será dos meses después, con lo cual él habrá pasado por lo menos el veinticinco por ciento de este mandato en la presidencia, entonces engañó al mundo. Lo mismo ocurrió en el caso de Quito, el show mediático que también hizo el presidente Chiriboga cuando llegó de Suiza dos días antes que presente la renuncia Blatter creyendo que Blatter se iba a quedar y explica por qué votó por Blatter. Chiriboga da una explicación más que a los ecuatorianos es una explicación a Blatter diciéndole “nosotros votamos por ti”. En la CONMEBOL solo dos países votaron a favor de Blatter como es el caso de Brasil y el caso ecuatoriano; de ahí es lo que le pide a la Fiscalía que en caso de que la Fiscal de los Estados Unidos pida información que la Fiscalía del Ecuador le entregue, la cosa es absolutamente obvia, no tenía por qué haber hecho ese show firmando él y tres abogados más.

 

¿Cómo entender a la FIFA como un organismo internacional, una transnacional o una ONG?

Yo vengo sosteniendo que es una ONG, no es una empresa transnacional porque por ejemplo la Federación Ecuatoriana de Fútbol es una organización que está legalizada en el Ecuador o cualquiera de las federaciones están legalizados en sus países, no puede ser un organismo internacional porque para eso tienen que firmar acuerdos los países miembros, en este caso no hay estados que han firmado nada, y no puede ser una corporación transnacional porque tampoco hay propietarios en esto, entonces, lo único que queda y eso es así porque si uno ve los estatutos de la FIFA es una corporación sin fines de lucro, eso es básicamente una ONG.

 

Ahora, el poder que tiene la FIFA radica en el monopolio que tiene sobre las normas del fútbol, entonces un país que quiere intervenir en la estructura de la Federación Ecuatoriana de Fútbol por poner un ejemplo, la FIFA saldrá a decir que si eso ocurre el Ecuador queda al margen del fútbol, eso ha pasado recientemente con Uruguay, cuando el presidente Mujica quiso hacer una intervención en la Asociación de Fútbol Uruguaya por problemas de fondos le pusieron un estate quieto, o en el caso de Ecuador cuando se iba a elegir o reelegir al presidente Chiriboga, un juez interpuso una acción legal para que todas las asociaciones y los clubes estén regidos bajo la Ley del Deporte, se paralizó eso pero inmediatamente salió la CONMEBOL y salió la FIFA a decir que se le retira del fútbol; entonces, en ese monopolio radica su fuerza. Un segundo lugar donde radica su fuerza está en el hecho que las sedes por ejemplo la FIFA está en un paraíso fiscal o, el caso de la CONCACAF que está en otro paraíso fiscal, o el caso de la CONMEBOL que ahora descubrimos que ha tenido inmunidades y privilegios que solo está reservado para las misiones diplomáticas de los países amigos o los organismos internacionales intergubernamentales, entonces en eso se basa principalmente su poder y por ello debe ser considerada como una ONG.

 

“El fútbol se transformó radicalmente a partir de los años noventa, sin embargo, fue con el propio Joao Havelange en la década del setenta cuando mercantilizó el fútbol por parte de la FIFA”.

 

¿Cómo mira usted el futuro luego de la FIFA, se viene el apocalipsis de este organismo?

Yo creo que tiene muchos problemas este rato, ya se abrió un foramen respecto de este blindaje que habían construido y este rato ya tenemos a los Estados Unidos, tenemos a Suiza, tenemos a Bolivia, tenemos a Ecuador, etc., que ya están interviniendo y la FIFA ya no tiene el poder moral que tenía ni tiene el poder monopólico, en fin, de tal manera que yo creo que ahora viene una transformación importante de la FIFA, ojalá no sea encarada por las mismas personas que están este momento involucradas.

 

En otras palabras, este veinte y cinco por ciento que le queda a Blatter yo he sostenido que le van a servir para dos cosas: la primera es para tener su delfín que le reemplace y por lo tanto que le cubra las espaldas, y por otro lado, que durante este lapso él pueda de alguna manera limpiar la corrupción, pero no la corrupción que pueda darse en el futuro sino los vestigios de la corrupción que los Estados Unidos y otros países han ido descubriendo.

 

¿Qué tipo de reforma necesitaría este organismo?

Una primera que es inmediata y no es muy complicada es que se acaben estos presidentes vitalicios, creo que se debe establecer alrededor de cuatro años, máximo una reelección pero va más allá de eso. Por otro lado, me parece que tiene que haber un manejo absolutamente transparente que no puede estar exclusivamente definido por una empresa privada auditora, ya vemos que la empresa que ha auditado a la FIFA no ha funcionado y eso es durante varios años que tienen contratos y esas son empresas auditoras que están auditando no solo a la FIFA sino también a sus filiales, entonces hay que encontrar un mecanismo que transparente mucho más allá de lo que hacen las auditoras que a mí me parece que han logrado también vincularse con esta corrupción. En tercer lugar está la rendición de cuentas, yo creo que con esos tres elementos ya tendríamos una situación totalmente distinta para el futuro de esta organización.

 

“Cualquier cosa que pueda ocurrir alrededor del fútbol tiene un eco muy grande, mucho más cuando ocurre en el corazón de la organización del fútbol como es el caso de la FIFA, donde están involucrados los más altos cuadros directivos del fútbol mundial”.

Fernando Carrión

Arquitecto de la Universidad Central del Ecuador y Maestro en Desarrollo Urbano Regional en el Colegio de México.

Áreas de especialización: Centros históricos, seguridad ciudadana, fútbol, políticas urbanas, desarrollo local, vivienda, desarrollo urbano y planificación.

Investigador de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales sede Ecuador. Ex Concejal del Distrito Metropolitano de Quito y Presidente de la Organización Latinoamericana y del Caribe de Centros Históricos OLACCHI.

(I)

 

Por: Cristian Bravo Gallardo

Fotografía: María Augusta Rojas